No se como te las apañas para estar siempre así, eres como un imán para los gérmenes, bacterias y demás bichitos minusculos. Menos mal que tienes ese caracter si no estarías todo el día en los médicos metido/a.
A veces en la vida tienes que saber en dónde debes meterte y en dónde no, pues esta semana es uno de esos momentos, así que el trabajo tú a lo tuyo que bastante tienes ya sin meterte en problemas.
Te debes de creer que todo el mundo está a tu disposición pero no es así. No eres mejor que tus amigos y lo sabes así que no pretendas ser el gallo del corral o te quedarás más solo que la una.